Etiquetas

, , , , ,

Por Scarlett Lee

José Daniel Ferrer con Alexis Rodríguez Chacón

En las últimas semanas, los que navegamos por la red de redes, hemos visto cómo el contrarrevolucionario José Daniel Ferrer García ha acudido a la burda estrategia de hacerse el “vocero” de los asesinatos, homicidios y/o suicidios que en nuestra provincia -como en cualquier lugar del mundo- ocurren, sólo con el sucio objetivo de alcanzar mayor visibilidad en su mediocre canal en YouTube, donde todo lo que pone es burdo, manipulado, tergiversado y mal elaborado. Más que molestia, esos videítos causan pena y resultan risibles.

Ferrer García subestima la inteligencia de los usuarios de la red ávidos por conocer noticias de su Santiago, de la bella Cuba; y se olvida de algo: los cubanos, estén donde estén, apoyen o no al sistema socialista han sido educados, y si algo saben, es pensar por sí mismos. Cualquier hecho de violencia le sirve de caldo y lo más penoso es que presenta como sus “periodistas” estrellas y analistas de las diferentes situaciones  violentas a otros  mercenarios, tan delincuentes como él.

Ese es el caso de Jesús Sánchez Romero y Alexis Rodríguez Chacón, quienes tienen un extenso historial delictivo. El primero, Sánchez Romero, cumplió 15 años de privación de libertad por los delitos de robo con fuerza y asesinato, resultando su víctima el ciudadano Jorge Anglada Felizola. Igualmente fue sancionado en 1997 por robo con fuerza, al sustraer del acuario Baconao, la cifra aproximada de 2700 pesos.  Actualmente debe al fisco 5240 CUP  en multas. Otros delitos en los que se ha visto implicado son la apropiación indebida, la evasión de presos y el hurto.

El otro “periodista”, Rodríguez Chacón, desde el año 1989 hasta la fecha ha cumplido sanción por los delitos de desacato, robo con fuerza, lesiones menos graves, tráfico de drogas y evasión de presos.

Con esta “experiencia” acumulada es entendible que Ferrer García los utilice para manipular  cualquier hecho violento, y si nada ocurre, ellos lo provocan, como el pasado fin de semana cuando se celebraba el carnaval acuático en Ciudamar, donde el mercenario Vladimir Martín, que andaba en compañía  de Jesús Sánchez Romero, provocó una riña tumultuaria mientras Sánchez Romero filmaba el show que después mostrarían al jefecillo.

Estos son los delincuentes que Ferrer García utiliza para manipular la realidad santiaguera en sus videítos mediocres, los mismos delincuentes que pretenden hacernos creer sus “buenas intenciones”; y que quede claro, él es el delincuente mayor,  ¿ o ya se le olvidó que asaltaba las embarcaciones de los pescadores en Palmarito para robarles la captura?

 

Anuncios